Ingrese Aqui para ver su horoscopo gratis personalizado

Articulos mas populares
Consulta gratis el horóscopo diario de tu signo. Conoce las predicciones para hoy en el amor, la salud, el dinero, la familia y más áreas en Horóscopo Gratis.

Lunaciones

 

 

La lunación, también llamada mes sinódico, es el período que transcurre entre dos idénticas fases de la Luna, por ejemplo dos Lunas llenas.

Equivale a veintinueve días, doce horas, cuarenta y cuatro minutos y tres segundos o, más simplemente, aproximadamente 29,5 días.
La mayor parte de los calendarios de la antiguadad se basaron en la lunación para medir el tiempo. La lunación es, pues, el origen de los meses.

Tanto las lunaciones como los eclipses son excelentes herramientas para sincronizar los sucesos. Si se ve una cuadratura entre Marte y el Sol sea por progresión secundaria o por dirección de Arco Solar, se sabe que este aspecto tiene una duración de aproximadamente un año en la vida de la persona. Pero ¿cómo saber cuando se activa?, un tránsito puede activar el aspecto, pero también puede ser activado por una lunación o un eclipse.

Un eclipse es el oscurecimiento, parcial o total, de un cuerpo celestial por la sombra de otro. Se produce un eclipse solar cuando la Luna bloque la luz del Sol, con lo cual evita que desde la Tierra se pueda ver el Sol. Este fenómeno sólo ocurre en la Luna nueva, cuando el Sol y la Luna se encuentran en conjunción. La posición del eclipse solar coincide con la situación del Sol en el día y hora que tiene lugar.

Suele haber un promedio de dos eclipses solares y otros dos lunares al año.
Los eclipses suelen producirse por pares, con el eclipse lunar produciéndose unos 14 días antes o después del solar.
Otra condición que debe cumplirse para que se produzca un eclipse es que no solo deben el Sol y la Luna encontrarse en conjunción con uno (solar o ambos (lunar) de los Nodos de la Luna.
Para que ocurra un eclipse solar total, el Sol y la Luna no pueden desviarse más de 9º 55' del Nodo de la Luna. Puede ocurrir que se encuentren dentro de este orbe. En algunas ocasiones se puede producir el eclipse cuando el orbe se encuentra entre 9º 55' y 11º 15'.

Tanto las lunaciones como los eclipses pueden actuar, de forma parecida, como sincronizadores. Después de todo, un eclipse sigue siendo una lunación. Pero ninguno de los dos fenómenos activará un suceso, mientras que (éste no sea claramente sugerido por otros procesos de la carta como las progresiones, direcciones o tránsitos).
Si el grado de un eclipse o lunación se encuentra conjunto a un planeta de la carta, activará ese planeta, pero la activación se encontrará en cierto modo dormida hasta que un tránsito cruce por ese mismo punto más tarde. No se ha comprobado que los eclipses tengan mucho significado y no son ni más ni menos potentes que las lunaciones. La teoría sobre las lunaciones y los eclipses es que iluminan la casa de la carta natal donde ocurren, por lo tanto destacan los asuntos de esa casa. Si además encuentran en conjunción, oposición o cuadratura con un planeta natal de la carta la importancia será mucho mayor.
Es prudente tener siempre en cuenta cuando se van a producir estas lunaciones y eclipses y donde caerán en la carta natal, de forma que sea posible ver donde va a ocurrir la acción.

Los eclipses solares y las lunaciones se desplazan por la carta hacia adelante pasando de una casa a otra, mientras que los eclipses lunares van cayendo siempre en la casa opuesta.
Cuando las lunaciones se encuentran conjuntas a las cúspides de las casas, parecen situar un significado especial sobre los asuntos de esa casa. En ocasiones, si una lunación entra en conjunción con la cúspide de una casa, unas cuantas lunaciones seguidas también entrarán en conjunción con las cúspides de las siguientes casas, por lo que se producirá una especie de reacción en cadena.

Los asuntos de esas casas parecerán estar conectados durante este período de tiempo.